El Ayuntamiento de Benicarló se ha propuesto que las playas de la localidad sirvan para el disfrute de todos los públicos, en el más amplio sentido de la expresión. Así, no solo ha pensado en las personas que acuden a las zonas de baño, sino también en aquellas que lo hacen acompañadas de sus mascotas.

Por ello, la Concejalía de Turismo consolida su apuesta por las playas para perros y suma una ducha para mascotas en la playa del Barranquet que facilitará la limpieza de los animales. La nueva instalación cuenta también con una torre de bebederos a distintas alturas.
Con este nuevo elemento, el Ayuntamiento da respuesta a una de las demandas de los usuarios de estas playas caninas, que cada año tienen más éxito, tanto durante el verano como durante el resto del año.

La concejala del área, Isabel Cardona, reconoce que «las playas para mascotas son cada vez más demandadas, no sólo entre la ciudadanía de Benicarló, sino también entre las personas que nos visitan cada año». «Los turistas que viajan con las mascotas son cada día más numerosos y piden servicios adicionales para que se tengan en cuenta sus animales», apunta.

Benicarló incorpora una ducha para perros en la playa para mascotas del Barranquet.

Benicarló incorpora una ducha para perros en la playa para mascotas del Barranquet. MEDITERRÁNEO

Llamamiento al civismo

La edila pide a la ciudadanía que «respete la normativa de las playas para perros y haga un uso cívico y responsable de todos los elementos para las mascotas, tanto de la ducha como de las fuentes».

Actualmente, Benicarló cuenta con dos playas para perros: una en la costa norte (playa de Aiguadoliva) y otra en la costa sur (playa del Barranquet).

Imagen de la ducha canina que Benicarló ha habilitado en la playa del Barranquet.

Imagen de la ducha canina que Benicarló ha habilitado en la playa del Barranquet. MEDITERRÁNEO

Además de ampliar los servicios en las playas caninas, el Ayuntamiento también ha atendido otra petición de los usuarios que se aplicará a todas las playas de la localidad: este verano estarán libre de humos. Con esta medida, no sólo se evitarán molestias al resto de personas que comparten espacio con los fumadores, a los que no se les estará permitido fumar en las playas, sino que también se ganará en limpieza de la arena y del agua porque no se podrán lanzar colillas.

De hecho, este viernes, la secretaria autonómica de Salut Pública, Isaura Navarro, se desplazará a Benicarló para hacer entrega al consistorio de los distintivos Platja Sense Fum.

Por otro lado, cabe recordar que las playas del Morrongo y la Caracola han renovado, una vez más, las banderas azules. El distintivo europeo que cada año entrega la FEE (Fundación de Educación Ambiental) reconoce el esfuerzo público en el cumplimiento de los criterios de la calidad del agua y la arena y la excelencia de los servicios que los usuarios pueden encontrar en ambas playas, entre los que destacan los vinculados con los servicios de seguridad y accesibilidad para las personas con discapacidad.

Socorrismo y salvamento ya activos

Al servicio de socorrismo y salvamento, que está en marcha desde principios de junio, se suman 7 auxiliares de información para playas que colaborarán, durante los tres meses de verano, en la difusión de la normativa covid-19 y en el control de accesos. La contratación de los auxiliares, que se lleva a cabo por segundo año consecutivo, se enmarca en el programa Playas Seguras que promueve la Generalitat y cuenta con una subvención de 31.219, 02 euros.

La temporada se inició oficialmente el pasado 29 de mayo y finalizará el 3 de octubre.